Make your own free website on Tripod.com

PENSAMIENTOS DE LA FILOSOFÍA SOCIAL DE 

PRABHAT RAINJAN SARKAR

EXTRACTOS DE DISCURSOS SOCIALES

 

NEOHUMANISMO

Todas las moléculas, átomos, electrones, protones, positrones y neutrones son la verdadera expresión de la misma Conciencia Suprema. De aquellos que recuerdan esta realidad, que mantienen esta realización siempre viva en sus corazones, se dice que han alcanzado la perfección en la vida. Son ellos los verdaderos devotos, los verdaderos bhaktas. Cuando el espíritu subyacente del humanismo se extiende a todo, animado o inanimado, en este universo, es lo que he designado como Neohumanismo. Este Neohumanismo elevará el humanismo a universalismo, el culto de amor por todos los seres creados de este universo.

(La Liberación del Intelecto, Neohumanismo, 7)

El sentimiento devocional es el tesoro más alto y más valioso de la humanidad. Este elemento de devoción, el más precioso tesoro de la humanidad, debe preservarse con sumo cuidado. Siendo él tan tierna aserción interna, para preservarlo de las arremetidas del materialismo se deberá construir una fuerza protectora a su alrededor, así como la gente pone una reja alrededor de una pequeña y tierna planta. Ahora, la pregunta es, ¿qué es esta reja protectora? Es una filosofía apropiada que establecerá la correcta armonía entre los mundos material y espiritual, y será una fuente perenne de inspiración para el avance de la sociedad.

(La Liberación del Intelecto, Neohumanismo, 3)

Cuando este Neohumanismo surgente se desborda en todas direcciones haciendo todas las cosas dulces y dichosas, unificando la vida individual con la vida colectiva, y transformando esta tierra en un paraíso de felicidad, es cuando ese mismo estado de logro supremo es el estado de espiritualidad como una misión. Es el más alto estado de logro en la vida humana, la fuente de toda inspiración.

Quienes recorren esta senda hacen su vida gloriosa y refulgente, y su dulce brillo ilumina y glorifica todas las demás mentes en este armonioso universo. En ese estado , en cualquier cosa con la que entren en contacto en el mundo se podrá distinguir el oro puro del impuro, lo verdadero de lo falso. Solamente de esta gente podrá depender la humanidad. Su victoria está asegurada.

(La Liberación del Intelecto, Neohumanismo, 13)

Las criaturas subdesarrolladas actúan solamente de acuerdo a sus instintos innatos; actúan con las mentes limitadas que han heredado al nacer. Un pulpo atrapa una langosta con la ayuda de su limitada mente. El mosquito, guiado por su instinto congénito, chupa la sangre siempre que se posa sobre el cuerpo de otro. No podemos juzgar sus acciones como buenas o malas, ni están ellas guiadas por los sentimientos; simplemente no los poseen. En el caso de los animales desarrollados, el sentimiento excede al instinto innato. Y en el caso de los seres más desarrollados, tales como los seres humanos, estos poseen sentimiento y racionalidad, así como la facultad de discriminación.

Ahora bien, como ser humano, ¿qué debe uno hacer? Uno debe seguir el camino de la racionalidad. La racionalidad es un tesoro de la humanidad que ningún animal posee. Y aquellos que poseen el bien interno de la devoción dentro de sus corazones y siguen el camino de la racionalidad al tratar con el mundo externo deben ser victoriosos. Solo ellos pueden llevara a cabo acciones verdaderas en este mundo.

(La Liberación del Intelecto, Neohumanismo, 18)

Se tiene que crear un cimiento firme que sostenga a la humanidad para encarar todos los conflictos. ¿Qué es un cimiento firme? Es el darse cuenta que todas las criaturas que han venido a vivir en este mundo no quieren abandonarlo, todas ellas quieren sobrevivir. Debemos continuar satisfaciendo todas sus necesidades para que no tengan que dejar prematuramente este mundo. Debemos hacer arreglos para que alimento, vestido, educación, albergue y servicios médicos están al alcance de todo mundo para que todos puedan vivir en este mundo tanto como sea posible y sean de beneficio para esta tierra. Debemos suministrarles recursos inexhaustibles para su avance hacia la meta espiritual. Esta misma mentalidad se conoce como Sama-sama'ja Tattva (Principio de Igualdad Social). Todas las expresiones de la vida humana tendrán que basarse en este Sama-sama'ja Tattva.

(La Liberación del Intelecto, Neohumanismo, 35)

Es fútil pensar en el pasado de un individuo; no debemos discriminar a alguien por ser blanco o negro. Siempre hemos de recordar que tenemos que establecernos en la realidad última, formando un nuevo orden social basado en Sama-sama'ja Tattva. Cuando hemos abrazado el ideal de Sama-sama'ja Tattva, cuando hemos logrado la fuerza física, el intelecto psíquico y la sabiduría espiritual para materializarlo, ¿no deberíamos jugar un papel importante para poner en práctica este noble y sublime ideal? Nuestra llegada a esta tierra y nuestra permanencia aquí, cada una de nuestras respiraciones, cada vibración de nuestra existencia, ¿no deberían alcanzar el logro supremo? Al utilizar todos nuestro poderes físicos, mentales y espirituales, ¿no deberíamos alcanzar el pináculo de la gloria humana?

(La Liberación del Intelecto, Neohumanismo, 39)

El sentimiento que nace del amor por la tierra indígena de un país se llama geosentimiento. A partir de este geosentimiento surgen muchos otros sentimientos tales como geopatriotismo, geoeconomía, georreligión, etc. Este geosentimiento intenta confinar a la humanidad dentro de una parte limitada de este mundo. Pero el deseo más interno de la gente es expandirse en todas direcciones.

Si una filosofía materialista contiene cualquier estrechez como este geosentimiento, forzosamente ocurrirá un desequilibrio entre los mundo interno y externo; y será inevitable un desequilibrio físico psíquico. Es por esto que, a pesar de poseer todo, la gente permanecerá pobre y necesitada. En el pasado, este geosentimiento ha causado un daño enorme a muchos individuos y comunidades de gente. La gente inteligente debe mantenerse alejada de este geosentimiento y no apoyar nada que se base en él porque esto contamina el sentimiento devocional, degrada a los seres humanos y socava la excelencia humana.

(La Liberación del Intelecto, Neohumanismo, 4)

Existe aún otro sentimiento que es más expansivo que el geosentimiento: el sociosentimiento. El sociosentimiento no confina a la gente a un particular territorio sino que más bien penetra en toda una comunidad determinada. Esto es, en lugar de pensar en el bienestar de una cierta área geográfica, la gente piensa en el beneficio de una comunidad, aún con la exclusión de todas las otras comunidades. Y en el proceso, mientras se preocupa por el interés de una cierta comunidad, no vacila en violar los intereses y el crecimiento natural de otras comunidades.

En el pasado, este sociosentimiento ha causado mucho derramamiento de sangre y ha creado divisiones enormes y desconfianza mutua entre grupos humanos, separando un grupo de otro y arrojándolos a las oscuras mazmorras de los dogmas mezquinos. El movimiento humano no es más, por lo tanto, el de un amplio y fluido río sino el de una pila estancada.

(La Liberación del Intelecto, Neohumanismo, 5)

Todavía hay otro sentimiento, el sentimiento humano. Muchas personas que nacieron en el pasado derramaron lágrimas copiosas por la sufriente humanidad. Pero, de manera extraña, después de sus elocuentes discursos se sentaban confortablemente a la mesa a disfrutar de una deliciosa cena de pescado, como si ese pescado no hubiese sufrido dolor y muerte. Este sentimiento humano ha violado expresamente los intereses de las criaturas no humanas, pero sus proponentes no encuentran en él nada de malo.

La preocupación por el flujo vital que palpita en otras criaturas humanas ha conducido a la gente al redil del humanismo, la ha hecho humanista. Ahora pues, si el mismo sentimiento humano se extiende hasta incluir a todas las criaturas del universo, entonces y solo entonces podrá decirse que la existencia humana ha alcanzado su consumación final. Y en el proceso de expandir el propio amor interno hacia otras criaturas debería haber otro sentimiento tras el sentimiento humano, que vibrara el sentimiento humano en otras direcciones, que tocara las profundidades del corazón de todas las criaturas y condujera a todas y cada una a la etapa final de bienaventuranza suprema.

(La Liberación del Intelecto, Neohumanismo, 6)

Un grupo social guiado por cierto tipo de sentimiento social explota a otro grupo. Primero, los explotadores inyectan en la mente de los explotados la idea de que estos últimos son degradados mientras que los primeros son elevados, y por lo tanto tienen derecho a mayores beneficios y aún a explotar a la comunidad inferior. Ellos son los ciudadanos de primera clase y los explotados son de segunda clase.

Si ustedes analizan la historia del mundo, encontrarán que siempre que un grupo ha explotado a otro en la esfera económica, primero ha creado una explotación síquica al infundir complejo de inferioridad en la mente de las masas explotadas. Encontrarán ustedes que en cada caso de explotación económica, el cimiento ha sido la explotación síquica. Si profundizan en los antecedentes, descubrirán un intento continuo y astuto de crear un complejo de inferioridad.

(La Liberación del Intelecto, Neohumanismo, 47)

Las expresiones más sutiles y dulces de la vida humana son denominadas generalmente "cultura". La cultura humana es una, pero en su expresión hay algunas variaciones locales. Aquella particular comunidad que está motivada por el sociosentimiento de explotar a otros, trata de destruir las expresiones culturales locales de otras comunidades. Impone por la fuerza su idioma, su forma de vestir, sus ideas sobre otras comunidades, y así allana el camino para la explotación al paralizar sicológicamente a esos pueblos. Es así como, siendo guiada por el sociosentimiento, esta gente perpetúa la explotación en la vida cultural.

(La Liberación del Intelecto, Neohumanismo, 53)

Como ustedes saben, la mente tiene una tendencia natural a degradarse; fluye más fácilmente hacia abajo que hacia arriba. Así que si algunas personas, por virtud de su riqueza, imponen películas y obras de teatro vulgares sobre otras, con ello les romperán la espalda y las dejarán paralizadas. Y esta gente paralizada, sin columna vertebral, no podrá en el futuro erguirse unida contra la explotación cultural o de cualquier otro tipo. Nunca lo podrá hacer porque, mentalmente, está completamente muerta; su capacidad de alzar la cabeza en protesta ha sido aplastada para siempre. ¿Cómo puede levantar de nuevo la cabeza?

Esta explotación en la esfera cultural se lleva a cabo mediante la propagación de la pseudo cultura. Toda persona honesta, virtuosa y racional debe luchar contra esta pseudo cultura, e inspirar también a otros a que hagan lo mismo. Si esto no se hace, el futuro de la humanidad estará sellado. Es apropiado que los seres humanos luchen por la libertad política, por la emancipación social; pero si su columna vertebral está quebrada, toda su lucha terminará en nada, como el ofrecer mantequilla clarificada en una hoguera de sacrificios que ha sido reducida a cenizas. Si la espina dorsal de uno está hecha añicos, es imposible mantener la cabeza erecta. ¿Se podrá esperar de aquellos cuya espalda ha sido aplastada por el peso de la pseudo cultura que mantengan alta la cabeza en cualquier esfera de la vida? Es por ello que el deber obligado de toda persona racional es salvar de la pseudo cultura a la gente inocente.

(La Liberación del Intelecto, Neohumanismo, 54)

Dependiendo del grado de riqueza económica, algunos países son llamados "desarrollados", otros "en vías de desarrollo" y otros "subdesarrollados". Ahora bien, lo interesante es que ninguno de los países desarrollados pueden pararse sobre sus propios pies. Simplemente, están obligando a los países en vías de desarrollo y subdesarrollados a comprar sus bienes industriales creando presión circunstancial sobre ellos. Ninguno de esos países se ha desarrollado mediante el desarrollo de sus propios recursos.

En aquellos países que están desarrollando sus propios recursos, los recursos no están distribuidos igualmente entre ellos, así que ,naturalmente, algunos recursos se acabarán más pronto en algunos países que en otros. Y cuando esto ocurra, tendrán que usar la fuerza, ya sea física o intelectual contra otras naciones para obtener sus recursos.

Mientras existan ataduras de nacionalidad, la tendencia a explotar a los individuos o a la colectividad seguirá existiendo.

(La Liberación del Intelecto, Neohumanismo, 60)

Tendrán ustedes que identificar a aquellos que están privando a las masas de los mínimos satisfactorias de la vida. Tendrán que analizar todo desde la perspectiva apropiada. Hasta que no lleguen a una conclusión clara después de un análisis apropiado, no podrán rescatar a la gente del ajustado nudo de la explotación. Aquí, la importancia del estudio es tremenda; tendrán que hacerlo. No pueden permitirse cerrar las páginas de su libro y permanecer como ranas en el estanque. Deben ampliar su horizonte mental y avanzar haciendo añicos todas las ataduras sociales.

(La Liberación del intelecto, Neohumanismo, 71)

¿Qué hace la gente para enfrentar sus necesidades crecientes de tierra para agricultura, para industria, etc.? Provocar deforestación en gran escala; pero nadie se molesta en pensar en las criaturas que viven en esos bosques. Así, los tigres y elefantes aparecen en los poblados, matan gente y derrumban sus casas. ¿Porqué? Motivados por su instinto de auto preservación. Nosotros hemos destruido su hábitat natural, los bosques, pero no nos hemos tomado la molestia de considerar ningún arreglo alternativo para su refugio. Imprudentemente, hemos destruido grandes áreas de bosque sin ponernos a pensar que así estamos destruyendo el equilibrio ecológico entre los mundo humano animal y vegetal. Y nunca nos dimos cuenta, y aún no lo hacemos, que esta destrucción desenfrenada del mundo de las plantas y del de los animales no será de ningún beneficio para los seres humanos. Más bien, será una gran pérdida para la sociedad humana.

(La Liberación del Intelecto, Neohumanismo, 62)

Todas y cada una de las entidades vivientes, ya sea plantas o animales, tiene dos tipos de valores: uno es su "valor utilitario" y otro es su "valor existencial".

Los seres humanos conservan generalmente aquellas criaturas que tienen un valor utilitario inmediato para ellos, por ejemplo: las vacas. Los seres humanos las protegen para su propio beneficio porque las vacas tienen alguna utilidad. Pero cuando la gente pueda preparar leche sintética por medio de un proceso químico, dejará de criar ganado. Ese día, la gente dejará las vacas por inanición, o bien se las comerá.

¿Quién dicen que aquellas criaturas que han perdido su valor utilitario inmediato no tienen derecho a existir? Nadie tiene el derecho moral para decir esto. Nadie puede atreverse a decir que sólo los seres humanos tienen derecho a vivir y no así los no humanos. Todos son hijos de la Madre Tierra. La mayor parte de las criaturas tiene valor existencial, aunque puedan no ser valiosas para los humanos, o aunque no tengamos nosotros conciencia de que su existencia tiene algún significado. A menudo, podemos no conocer el valor utilitario o el valor existencial de alguna criatura; equivocadamente, pensamos que no tienen valor existencial. Esto es el colmo de la tontería.

Una cosa más debe decirse: que las criaturas no humanas tienen para sí mismas el mismo valor existencial que los humanos tiene para ellos mismos. Quizás los seres humanos puedan entender el valor de su existencia, mientras que otros seres no podrán hacerlo; esta es la única diferencia. Aún así, nadie ha delegado ninguna autoridad a los seres humanos para matar a esas criaturas desafortunadas.

(La Liberación del Intelecto, Neohumanismo, 63)

Algunas personas arguyen que los animales han sido creados por Parama Purus'a' para su alimento. Conozco a cierta persona que acostumbraba decir que si la gente no comiera carne de cabra el mundo se poblaría totalmente solo por cabras. Y otros decían que si la gente no comiera pollo no habría una sola pulgada libre en la tierra, pues toda estaría poblada por pollos. Ahora bien, mi argumento es que aunque los seres humanos no coman buitres, ¿habrá una multitud de buitres sobre la tierra? ¡Que tontas son esas personas! La gente no come gusanos; ¿ha habido un crecimiento descontrolado de gusanos en la tierra? Solamente a causa de la glotonería excesiva la gente come pollos y cabras, y está buscando simplemente alguna lógica para apoyar sus acciones y encubrir su debilidad. Este tipo de astucia no funcionará.

En la movilidad del mundo psíquico existen ciertos pensamientos defectuosos que prevalecen: que los seres humanos están destinados a regir la tierra y que las criaturas están destinadas a ser dominadas por nosotros. Tendrán ustedes que luchar contra este tipo de psicología con la ayuda de una arma fuerte . ¿Cuál es esa arma? Neohumanismo. Todos tienen igual derecho a vivir aquí; este universo es para todos, no solamente el patrimonio de los seres humanos.

(Renacimiento en Todos los Estratos de La Vida, Calcuta, 1986)

Así que la importancia del estudio es tremenda. Aquellos que están educados deben conducir seminarios entre ellos mismos y también entre los menos educados; deben hacer que estos comprendan. El conocimiento debe diseminarse a través de todos los sectores de la sociedad. Deben ustedes crear oportunidades para que toda la gente juzgue todo bajo la luz de la verdad. Liberen el intelecto de todas y cada una de las personas. El intelecto humano esta atascado ahora en un terreno pantanoso. Dejemos que la gente disfrute el dulce sabor de la libertad intelectual.

(La Liberación del Intelecto, Neohumanismo,73)

Las personas inteligentes deberán concientizar a la gente a través de seminarios, de la importancia de Sama-sama'ja Tattva, y de la proto-psicoespiritualidad para luchar contra el geosentimiento. Así es como las personas inteligentes enseñarán el sendero de la liberación. Esto debe hacerse, pues aunque puede haber algunos individuos que, sabiéndolo o sin saberlo, están luchando contra este geosentimiento, la mayoría de la gente está en la oscuridad. Es por eso que ustedes tendrán que llevar a la colectividad con ustedes, porque la colectividad es de ustedes. La colectividad no está fuera de ustedes; el futuro de ustedes está inseparablemente conectado con la suerte colectiva. Deben ustedes llevar consigo a la colectividad entera y avanzar hacia el dulcísimo resplandor del nuevo atardecer carmesí, más allá del velo de la noche más oscura.

(La Liberación del Intelecto, Neohumanismo, 90)

Ahora es muy buen tiempo para hacer una revalorización de la pisoteada humanidad, del pisoteado humanismo. A menudo, algunas personas se han quedado a la saga, exhaustas y colapsadas sobre el piso, sus manos y sus rodillas heridas y sus ropas manchadas con lodo. Tales personas han sido tiradas a un lado con odio y se han convertido en parias de la sociedad. Han sido forzadas a permanecer aisladas de la corriente principal de la vida social. Pocos han tenido el cuidado suficiente de levantar a esas personas que se han quedado atrás y de ayudarlas a seguir adelante.

Cuando algunas personas comenzaron a avanzar, pensaban más en sí mismas y menos en los demás, y tampoco pensaban en los animales y las plantas. Pero si analizamos con la mente tranquila, se vuelve muy claro que así como mi vida es importante para mí, también la vida de los otros es igualmente importante para ellos; y si no le damos un valor apropiado a la vida de todas las criaturas, el desarrollo de la humanidad entera se vuelve imposible. Si la gente piensa más en sí misma como individuos o acerca de sus pequeñas familias, castas, clanes o tribus y no piensa para nada en la colectividad, esto es decididamente perjudicial. Similarmente, si la gente descuida todo el mundo viviente, el mundo de las plantas, el mundo de los animales, ¿no es esto verdaderamente dañino? Es por ello que digo que hay una gran necesidad de explicar la humanidad y el humanismo bajo una nueva luz, y este humanismo nuevamente explicado será un precioso tesoro para el mundo.

(La Liberación del Intelecto, Neohumanismo, 92)

¿Qué es este Neohumanismo? Neohumanismo es el humanismo del pasado, el humanismo del presente y el humanismo, recientemente explicado, del futuro. Explicar la humanidad y el humanismo bajo una nueva luz dará nueva inspiración y proveerá con una nueva interpretación al concepto mismo de la existencia humana. Ayudará a que la gente comprenda que los seres humanos, siendo los seres más inteligentes y pensantes de este universo creado, tendrán que aceptar la gran responsabilidad de hacerse cargo del universo entero; tendrán que aceptar que la responsabilidad de todo el universo recae sobre ellos.

(La Liberación del Intelecto, Neohumanismo, 93)

El humanismo recientemente explicado y recientemente propagado es el Neohumanismo, la filosofía que hará que la gente entienda que las personas no son criaturas meramente ordinarias; las inspirará para construir un nuevo mundo.

(La liberación del Intelecto, Neohumanismo, 93)

Este mundo objetivo nuestro incluye al universo panorámico entero; hay una secuencia de imágenes desplegándose una tras otra, algunas muy dulces, otras muy amargas. Algunas nos traen gozo, otras nos traen lágrimas. No podemos pasarla sin este mundo objetivo porque tenemos que existir en él. Tendremos que resistir con toda la dulzura de nuestras mentes aquellas imágenes que nos traen dolor por sus estrechos geosentimientos. Y el resultado final de nuestra resistencia deberá ser la liberación de toda aflicción en los seres humanos, animales y plantas; no una liberación ordinaria sino una liberación permanente. Nosotros, la personificación del Neohumanismo, tendremos que resistirlas. Y en el caso de que fallemos, no podríamos nunca avanzar hacia el mundo subjetivo; las agonías extremas del mundo objetivo frustrarían nuestro movimiento. Podríamos hablar con palabras altisonantes, pero, de hecho, no se haría nada sustancial.

Por lo tanto, tendrán ustedes que ofrecer un toque tranquilizante a las esferas física, físico síquica y psíquico física de la vida; de otra manera, la existencia humana se tornará carente de sentido. Es decir que a través de la aplicación del Neohumanismo, deberá hacerse exitosa la existencia de todos y cada uno de los seres humanos de la sociedad. Y al hacerlo, tendremos que identificar aquellas inclinaciones síquicas y sentimientos de los individuos que perturban la paz de la sociedad humana. Tendremos que localizar el origen de estos problemas, de otra manera nuestro bienestar no estará permanentemente asegurado.

("Espiritualidad y el Universo Panorámico")

Debemos amar la Conciencia Suprema (Parama Purus'a) y acercarnos a Ella, y deberíamos comprender de que manera está fluyendo su imaginación. Por nuestro amor a Ella, esto lo podemos entender fácilmente, y así, ciertamente, haremos lo que sea necesario para el bienestar de la humanidad a través del Neohumanismo. Ustedes han alcanzado forma humana para este propósito, y su cuerpo será utilizado totalmente cuando hayan logrado la más cercana proximidad con la Conciencia Suprema.

¿Porqué? Cuando ustedes alcancen la proximidad más cercana con la Conciencia Suprema, las ondas mentales de ustedes se pondrán en contacto con Sus ondas mentales. Entonces comprenderán qué hay que hacer y cuál será el futuro de la humanidad, cercano y distante.

("Espiritualidad y el Universo Panorámico")

Las emociones y los sentimientos de la humanidad entera son los mismos, y la preparación para una vida más noble es la misma para todos. Los requerimientos y necesidades de los seres humanos son los mismos; así pues, la humanidad es una entidad singular, la humanidad es una e indivisible. Para este propósito, deberán ustedes mantener equilibrio entre los diferentes seres humanos para el desarrollo de todos, sin importar casta, credo, nacionalidad o religión. No deberá existir ninguna carencia de alimento ni de agua en este mundo. Aún existen muchos lugares donde podría haber mayor producción y donde hay abundancia de agua pura. Así que toda la riqueza, todos los requerimientos, todos los potenciales, todo el alimento y el agua deberán ser distribuidos por todo el mundo. En ninguna parte del mundo debería morir la gente de inanición. Nosotros somos para todos, todo es para todos.

("La Humanidad en el Umbral de una Nueva Era")

Si las necesidades básicas de ustedes no se satisfacen, ustedes no podrán avanzar hacia Parama Purus'a. Así que deben hacer los arreglos necesarios para su alimentación y su ropa, construir una sociedad bien integrada y tratar de suministrar a la gente lo necesario para satisfacer las cinco necesidades básicas: alimento, ropa, albergue, educación y tratamiento médico.        

Y, ¿porqué? Para poder tener una atmósfera afín y así caminar hacia Parama Purus'a de una manera más agradable. Si ustedes no tienen provisión para alimentos, no podrán concentrar su mente en Parama Purus'a porque parte de la mente fluirá hacia el estómago. El alimento es la prioridad más importante. Deberá solucionarse primero, con el fin de evitar que la mente corra hacia el estómago. Así pues, los seres humanos deben hacer arreglos para su comida y su ropa, y liberando así la mente de las preocupaciones por los problemas mundanos, para que puedan apresurarse hacia Parama Purus'a.

(Nama'mi Krs'n'asundaram, 104)

Necesitamos algo práctico para la elevación de toda la raza humana; y como resultado de la elevación de los seres humanos, todos los seres vivientes y todos los otros objetos inanimados también se elevarán. Así que lo que se requiere ahora es la elevación de la existencia humana y del espíritu humano. No requerimos de dogmas; lo que requerimos es más razón, más racionalidad, racionalidad avanzando hacia la estación final de Parama Purus'a. El fin es Parama Purus'a, el Desiderátum Supremo es ese foco universal.

("La Humanidad en el Umbral de una Nueva Era")

En las etapas más altas de la sa'dhana', los sa'dhakas sienten que todos los seres vivientes les pertenecen. En solidaridad con las alegrías y las penas de todas los seres humanos, ayudan a todas las criaturas.

Y, saben ustedes, el encanto de la vida no está solo asociado con la flora y la fauna sino con todas las entidades, aún con los objetos inanimados: oro, acero, agua...todo; porque todo vive dentro de este universo, todo está danzando al ritmo de Parama Purus'a.

Pero cuando falta esa mentalidad espiritual, la gente piensa, "yo hago, yo doy, esto lo hice yo, etc." Aunque la gente que se encuentra en este nivel está andando en el camino de la Sa'dhana', todavía tiene algunos defectos. Su mente no inspira la vida de otros; su mente no toca la vida de otros. No alcanza la dulzura de las sensaciones del yo de otros, pues esa gente está muy preocupada por sí misma. Su enfoque es defectuoso; su sendero no es el sendero del Neohumanismo.

Y cuando los aspirantes espirituales entran a la fase final y se convierten en uno con Parama Purus'a, no queda ninguna dualidad entre ellos. Conocerán que todo está en El, que todo viene de El, permanece en El y regresa a El. No cabe ninguna dualidad. Todo se vuelve de ellos y ellos se vuelven de todos.

("Espiritualidad y Neohumanismo")

Para que no exista ningún despilfarro intelectual ni ningún subyugamiento físico, los seres humanos requieren entrenamiento adecuado, tanto física como mentalmente. Y esto es lo que se llama educación: entrenar apropiadamente la existencia física y también el mundo psíquico. Debido a la falta hasta ahora de tal entrenamiento, no hay coordinación, no hay ajuste entre el ser interno y el ser externo. Algunas veces la gente es muy expresiva acerca de algunos asuntos, pero no hay un ápice de sinceridad en su mundo interno. Esto es lo que está sucediendo en el mundo moderno. La existencia de lo individual y lo colectivo se ha vuelto unilateral, ha perdido su equilibrio; se ha descuidado e ignorado el mundo interno. Para esto, lo que más se requiere es un sistema de educación apropiado.

("Educación y Neohumanismo")

Solo para mostrar la sinceridad de sus propósitos, solo para mostrar que son seres humanos desarrollados, las personas hablan a veces de desarme. Dicen que debería haber un alto, un control a la producción de armas letales. Expresan esta idea en voz alta, pero internamente hacen planes para producir más y más armas mortales, solamente para mantener a otros esclavizados. Esto no es sino el peor tipo de brutalidad.

Sin duda, sería bueno que los sentimientos humanitarios sirvieran como freno moral en la competencia de armas. Pero los sentimientos humanos no pueden detener la lucha interna prevaleciente ahora entre los seres humanos. Para este propósito, deberíamos tener un doble enfoque. ¿Qué hacer con el fin de entrenar esta mente turbulenta? Se debe recibir una educación apropiada, no una educación ordinaria, sino una educación neohumanista. Esto ayudará a los seres humanos en el entrenamiento de la mente. Y, al mismo tiempo, debe llevarse a cabo la práctica espiritual que remodelará la vieja estructura de la mente. Esto es lo que más requerimos.

("Educación y Neohumanismo")

Todos los fenómenos existenciales están emanando del Núcleo Existencial. El núcleo existencial de un solo individuo está ligado directamente al punto controlador del Núcleo Cósmico del orden cosmológico. De acuerdo al Neohumanismo, la Meta Suprema y final es hacer que el núcleo existencial individual coincida con el Núcleo Existencial Cósmico. Como resultado, la existencia individual entera se vuelve uno con el Núcleo Controlador del orden cosmológico, y eso será la expresión más alta del Neohumanismo. Esa posición neohumanista salvará no solo al mundo humano sino también al mundo de las plantas y los animales. En esa suprema posición neohumanista, la humanidad universal alcanzará la consumación de la existencia. Entonces, nada será imposible para los seres humanos; tendrán la posibilidad de hacer cualquiera y todas las cosas.

La humanidad de hoy se encuentra desesperada; la gente piensa mucho en sus imperfecciones.
Piensan, "¿podré hacerlo?" Pero en aquella suprema postura neohumanista dirán, " Sí, yo soy un ser neohumanista y estoy destinado a desempeñar un gran trabajo; para ello he venido a la Tierra. Así que no cabe ninguna duda sobre si puedo o no hacerlo".

(La Liberación de Intelecto, Neohumanismo, 100)

Hace tiempo fui a Purulia. Llevaba equipaje pesado. Le pregunté a un hombre del pueblo: "¿Puedes cargar mi equipaje?" El respondió: ¿Porqué no? Claro que puedo". Aprecié mucho su respuesta y estoy seguro que algún día este Neohumanismo inspirará a la población mundial a decir: "¿Porqué no? claro que puedo". Y confío que ese día no habrá geosentimiento que pueda establecerse, ni sociosentimiento que pueda erigir barreras de discriminación en la sociedad humana, ni demonio que pueda dañar a millones de personas en nombre del humanismo, explotando su credulidad.

Y cuando aquellos seres humanos siempre vigilantes, aquellas entidades físico psíquico espirituales puedan fundir sus núcleos existenciales con el Núcleo de la Existencia Suprema, sólo entonces se establecerá permanentemente el Neohumanismo, y los seres humanos se asentarán cómodamente en el gozo de la libertad por siempre. En ese día, proclamarán a toda voz: "Hemos venido a este mundo a realizar grandes hazañas para el bienestar físico de todos, para la felicidad síquica de todos y para la elevación espiritual de todos; para conducir a todos de la oscuridad hacia la luz".

(La liberación del Intelecto. Neohumanismo, 101)

ARRIBA                           ÍNDICE                                 

     MATERIALISMO

La gente quiere asimilar diversas entidades del mundo físico, del mundo psíquico y del mundo espiritual. Este deseo de asimilación es a veces consciente y a veces inconsciente.

Cuando la personas quieren asimilar en el campo espiritual, en el mismo proceso de asimilación pierden sus egos individuales al fusionarse con la misma Entidad que quieren asimilar. Podemos compararlo con un río que corre velozmente hacia el océano, ansioso de ganar algo de la vastedad de ese océano. Al final, el río alcanza el océano como algo propio y en ese mismo proceso de alcanzarlo, todas sus carencias y deseos logran su satisfacción final. Al fusionarse, el río se convierte en el océano mismo.

Cuando la mente quiere asimilar algo del mundo intelectual, permanece absorta en un estado poco común. Aunque no se olvida completamente del mundo práctico, en tal estado la gente permanece inconsciente de él. Esta es la razón por la que los grandes eruditos se vuelven algo imprácticos. Aunque no estén completamente inconscientes de las duras realidades, tienden a ignorarlas; prefieren permanecer en el olvido. Podrán o no olvidar, pero quieren olvidar. Y en su esfuerzo consciente de permanecer olvidados de la realidad, a veces tienen éxito al olvidarla temporalmente.

Sucede a menudo que cualquier cosa que uno asimile se considera como logro propio y el ego se infla como una rana que croa. Así como una rana se considera más grande que las demás, así como la rana en su vanidad, para demostrar su tamaño, trata de inflarse más y más hasta que revienta, así aquellos que han asimilado tan sólo un poco del mundo síquico se hinchan de vanidad y así incitan su propia ruina.

Cuando la tendencia hacia la adquisición en el mundo físico es extremadamente fuerte, la tendencia de la gente para asimilar cosas espirituales o intelectuales es comúnmente y notablemente más débil. En esa condición, la sed por el mundo material se vuelve más intensa. "Distribuiremos la riqueza del mundo con igualdad entre la gente." "Que todo mundo trabaje de acuerdo a su capacidad y reciba de acuerdo a sus necesidades". Tales filosofías estimulan finalmente la hostilidad entre la gente; perturban no sólo la paz colectiva sino también la paz individual. Separada por los muros de hierro de la sospecha, la gente no puede confiar en los demás. El materialismo de hoy en día ha llevado a la humanidad a este predicamento. Sus consecuencias son pavorosas.

(Namah Shiva'ya Sha'nta'ya, 118)

La sed irracional por adquirir cosas materiales se denomina codicia; en tanto que el empeño por asimilar cosas en el mundo espiritual no es dañino ni de culpar. Y el intento de asimilar algo en el mundo, si es dirigido hacia el bien de la humanidad, también es inofensivo. De otra manera, contamina la mente de la gente y la hace intolerante; conduce a conflictos entre dogmas y teorías y degrada a las personas al nivel de animalidad.

En el pasado, el mundo ha sido testigo de muchas luchas entre dogmas que han causado mucho derramamiento de sangre; en la Edad Media, esto ocurría con regularidad. Y hoy en día, somos testigos de enfrentamientos entre una y otra teoría que no causan menos derramamientos de sangre; más bien, el derramamiento de sangre es mayor que antes. El grado de intolerancia ha aumentado enormemente. La gente ha perdido la fe en los demás seres humanos; los países han perdido la fe entre sí. En estos días, en todas las esferas de la vida, la gente piensa una cosa, dice otra, y hace algo completamente diferente. Es decir, la hipocresía está en el punto más alto.

Ahora bien, la pregunta es : ¿ qué motivación hay tras esto? Es la tendencia de asimilar ideas sin el espíritu de bienestar social y, aún más que esto, la tendencia a adquirir objetos de gozo material en cantidades cada vez mayores.

Así que, ya sea en el mundo material o en el mundo intelectual, la tendencia predominante que hace que la gente de hoy en día, tanto individual como colectivamente, corra apresuradamente sin control, es el instinto de la codicia. La inclinación a la codicia, si no se controla con racionalidad o con intelecto benevolente o con prácticas espirituales, conducirá a una muerte prematura. Nada puede salvar a los seres humanos de esto. El instinto de codicia ha llevado a la humanidad presente a tal estado que la gente ya no considera nada como pecaminoso. Más bien, se considera la "psicología del pecado" como una debilidad mental, y los peores pecados son glorificados como la cumbre del intelecto, no solo indirectamente sino también abiertamente.

El omnisapiente Shiva observó la expansión rampante del materialismo y sus peligrosas consecuencias y expresó claramente: Lobhah pa'paysya hetubhu'tah (La codicia es la raíz de todos los pecados).

(Namah Shiva'ya Sha'nta'ya, 119)

Todos los seres creados tienen la tendencia natural a moverse por un sendero derecho. Pero a causa de la cobardía, el egoísmo y las inclinaciones pecaminosas, los seres humanos y otras criaturas pueden recurrir a un camino torcido, no solo en el mundo material sino también en el mundo mental. Es decir que la cobardía, el egoísmo y las tendencias pecaminosas traen consigo curvaturas en el mundo del pensamiento. Estas curvaturas engendran sospechas mutuas. Aún la gente inocente se enseña a pensar erróneamente.

Algunas veces la gente sospecha de la gente inocente y la maltrata. Los individuos o los grupos o las comunidades que se guían por esta psicología del pecador se ven envueltas en diversas actividades inhumanas a causa de sospechas injustificadas. Estas doctrinas y filosofías que enseñan a la gente a sospechar de sus congéneres, que enseñan a la gente a tratar a sus compañeros humanos como enemigos, han hecho en el pasado un daño enorme al mundo, y si no se reprimen y controlan, lo seguirán haciendo en el futuro.

La situación puede llegar a tal grado que es posible que se empleen detectives contra toda persona. También, otro grupo de detectives podría emplearse para vigilar si los otros detectives están o no funcionando apropiadamente. Así pues, en la sociedad habrá una atmósfera rampante de inteligencia contra inteligencia. Y ésta es la peligrosa consecuencia: habiéndose envenenado todos los tesoros humanos, la misma existencia humana se tornará carente de sentido. La gente se volverá cínica o será forzada a abandonar su país o su sociedad con el fin de escapar de esta atmósfera venenosa.

El asunto no termina aquí. La maldad y el engaño que contaminan la sociedad humana se mueven primero por un camino torcido como sus amos y finalmente terminan aniquilando a esos mismos amos. La gente malvada que conduce esos manejos y que se dedica a aniquilar a otros, será borrada ella misma de la historia por sus sucesores. La gente pecaminosa, al seguir el camino torcido, contamina la atmósfera del universo, pero finalmente esa conducta de pecado, de una manera igualmente torcida, reculará como un bumerang sobre los mismos pecadores.

Aquellos que privan a otros de justicia, que sofocan las voces de otros y tratan de inmoralizarse a sí mismos con sus ruidosas proclamas, al final usualmente se ven privados ellos mismos de justicia . Y sus fuertes gritos que se habían elevado a los cielos, son sofocados en el bajo mundo. Así advirtió El a los devotos y a la gente dhármika: Pa'pasya kut'iila' gatih (Los caminos del pecado son siempre torcidos).

(Namah Shiva'ya Sha'nta'ya, 126)

De acuerdo con algunas filosofías, la vida humana es puramente materialista. Aquellos que sostienen tan burdo materialismo van contra los más grandes intereses de la humanidad. Los seres humanos deben tener cuidado con esta gente que enseña a las personas que "mientras vivas, vive alegremente, pues nada hay después de la muerte. Después de incinerar el cuerpo físico, ¿cómo puede haber renacimiento? Por lo tanto, mientras haya vida, vive alegremente. Deberías comer, beber y ser feliz aunque contraigas deudas".

En resumen, esta es su filosofía: "Has venido a este mundo solo por pocos días; por lo tanto, come, bebe y sé feliz. No hay nada porqué preocuparse. Vive en gozo y alegría. Goza plenamente la vida aunque tengas que endeudarte, pues después de la muerte no habrá necesidad de pagar tus deudas". Esta es una doctrina sumamente peligrosa que destruye todas las sensibilidades humanas, tira a la basura los valores culturales y espirituales de la vida, y destruye el futuro de la humanidad.

(Nama'mi Krs'n'asundaram, 142)

En el estrato espiritual, el sendero natural ha de ser convertir todo en espiritualidad. Esta conversión deberá hacerse en el campo de la ideología, en el campo del lenguaje, en el campo de la solidaridad. Es decir, en todo lugar de tu vida espiritual, deberá llevarse a cabo esta conversión; la conversión de tu existencia entera, de todas las partes y porciones de tu existencia en espiritualidad. Pero a causa de una filosofía defectuosa, la gente olvida este hecho y convierte el espíritu en mente y la mente en materia. Es decir, toma el camino del prati-saincara negativo, y esto es perjudicial para la causa del progreso humano.

("Renacimiento en Todos los Estratos de la Vida", Calcuta, 1986)

Alguna vez se le dijo a la gente que este mundo era solo para el gozo de los humanos, así que la existencia de todas las plantas, las aves y los animales del mundo era meramente para que estos fueran objetos de gozo de los seres humanos. Las esperanzas y aspiraciones de aquellos seres, su intenso deseo de vivir, sus penas y placeres, su afectiva vida familiar o comunal, simplemente no tenían valor. Sin importar cuanto quisiera vivir una pequeña cabra, la consideración especial sería cuanta carne tuviera el animalito en el cuerpo.

Esta filosofía defectuosa ha hecho violenta a la gente, aún más peligrosa que los tigres sedientos de sangre. Los tigres matan solo para llenar el estómago, para conservar la existencia física; mientras que los seres humanos matan animales principalmente a causa de su codicia. Generalmente, la gente recurre a la hipocresía para disfrazar su instinto de codicia; mata animales con el pretexto de satisfacer a los dioses, cuando, de hecho, el principal motivo para hacerlo es satisfacer su propio paladar. Estos son los resultados inevitables de tales filosofías defectuosas.

(Namah Shiva'ya Sha'nta'ya,164)

Algunas filosofías han enseñado a sus propias comunidades que: " Los miembros de esta comunidad son los hijos favoritos de Parama Purus'a; los demás están malditos y no son queridos". Debido a esta enseñanza defectuosa, la gente de una comunidad llegó a considerar la destrucción de los miembros de otra comunidad como un acto virtuoso, y manchó el altar de piedra de la sociedad humana con la sangre de gente inocente. En la sangre de estas víctimas inocentes, los ciegos seguidores de tales filosofías defectuosas se han dado un baño sagrado de "liberación". ¡Que horror!

Esas filosofías falsas han enseñado, "Bien, ¿qué daño hay en que explotemos a la gente con nuestro intelecto? "También es trabajo aplicar el intelecto y nosotros tenemos el derecho de hacerlo así!" Basándose en este argumento, un puñado de parásitos se ha hartado con la sangre de millones de personas mientras que incontables seres han quedado reducidos a esqueletos vivientes.

Esas filosofías fraudulentas han desviado a mucha gente del sendero de moralidad y la han vuelto desprovista de dharma y adicta a los placeres carnales, criaturas infernales. Al proporcionar tan distorsionada interpretación del dharma, han impedido que la gente obtenga una comprensión correcta del dharma, y así han traicionado a la humanidad de la manera más hostil. Han enseñado a las personas a verse unas a otras con sospecha. Al restringir las actividades de bienestar social a su comunidad, han mantenido al resto de la gente en la oscuridad en lo que se refiere al verdadero estado de los acontecimientos sociales. No han dejado que la gente sepa si ellas son verdaderamente promotoras o detractoras del bienestar humano. Al construir una cortina de hierro, un velo de oscura ignorancia ante ellas, han enseñado a la gente a parlotear unas cuantas frases escogidas e impuestas. La han confinado dentro de una pequeña mazmorra, con las puertas y las ventanas cerradas, convirtiéndola en búhos de la oscuridad. Este es el resultado inevitable de estas seudofilosofías.

(Namah shiva'ya Sha'nta'ya, 165)

Hace poco dije, y lo digo otra vez, que las estructuras síquicas de los seres humanos deberán ser creadas por una filosofía integral que combine la magnanimidad del cielo con la vastedad vibracional del océano, erizado por incontables olas. Una filosofía que falle en hacer esto hunde a la gente en las oscuras cavernas del dogma y sofoca su progreso mundano, supramundano y espiritual bajo su aplastante peso. La gente olvida que la expansión ilimitada del intelecto es la cualidad predominante de los seres humanos. Cuando pierden esta cualidad y se vuelven como bestias atraídos por los placeres sensuales, a pesar de lo que puedan haber logrado, apenas merecen ser llamados seres humanos. Así que, es el deber de los seres humanos abrazar de todo corazón, recibir con los brazos abiertos aquella filosofía integral que nunca los aliente a dañar a la humanidad, directa o indirectamente.

(Namah Shiva'ya Sha'nta'ya, 165)

Entonces, Shiva dijo que el conocimiento verdadero es conocerse a sí mismo, conocer la porción subjetiva de la mente. Existen ciertas filosofías defectuosas que piensan que el mundo material lo es todo. Cuando lo material se vuelve todo, se convierte en la meta de la vida. Y, consecuentemente, la existencia humana, la conciencia humana, la porción subjetiva de la mente humana, todo se vuelve como tierra y piedra. Por ello, una filosofía así es perjudicial para el desarrollo humano. Karl Marx predicó una filosofía defectuosa. Ustedes deben mantener libre su mente de las ataduras y cadenas de esa filosofía defectuosa porque es antihumana, moralmente antihumana. Es sumamente dañina para la existencia humana y para el desarrollo humano. Nunca deben olvidar esto.

(Ananda Vacana'mtram XIV, 11)

Aunque de tal filosofía la gente no espera nada que conduzca a su desarrollo mental y espiritual, cuando menos en la esfera física si puede esperar algo benéfico: la satisfacción de sus necesidades mundanas tales como vestido, medicina, albergue, educación, etc. Pero ni siquiera esto se obtendrá, porque cuando la gente que es responsable del logro de estos satisfactores mundanos no es moralista, cuando no se yergue sobre los cimientos firmes de la moralidad, ¿cómo va a proveer a los demás con lo que se requiere para satisfacer las necesidades materiales?

Al tratar de servir a los demás, ciertamente que los pensamientos egoístas rondarán su mente y vivirá con el constante temor de que otros puedan arrebatarle el poder de las manos, o que traten de vengarse de sus deliberadas fechorías. Así que los materialistas no podrán ni siquiera satisfacer las necesidades físicas de la gente; más bien, al sembrar las semillas de la duda, la desconfianza y la violencia en la mente de la gente, contaminarán la atmósfera de la tierra y la gente se ahogará en este humo venenoso.

(Namah Shiva'ya Sha'nta'ya, 225)

Para hacer algo bueno, se debe tener mente idealista. ¿Cómo pueden los materialistas aceptar esta regla esencial de la mente si ellos no aceptan la superioridad de la mente sobre la materia? Así que, ni en teoría ni en la práctica puede el materialismo promover el menor bienestar para la raza humana.

Si alguna vez el materialismo llegara al poder, su danza macabra perpetuaría su reinado temporal de terror al crear un complejo de temor en la mente de la gente. Al aplastar las más finas sensibilidades de la mente humana, convertiría a la gente en muertos vivientes. En el mejor de los casos, los seres humanos se volverían como animales domesticados en el zoológico donde obtendrían comida abundante y se pasearían dentro de los límites del parque, escuchando, como entretenimiento, música monótona. Pero nunca tendrían la oportunidad de cantar libremente, a plena voz; o de cruzar la barda que los encerrara para caminar sobre la suave alfombra del verde pasto y gozar de la dulce fragancia del mundo exterior. ¿Quién querría convertirse en un animal dentro de un zoológico para esto?

Los animales jóvenes nunca estarían contentos aunque tuviesen garantizada la mejor comida y una vida más bien segura; en cualquier oportunidad que hubiera, brincarían la barda y escaparían. Tendrían que ser retenidos dentro a fuerza de bayonetas. De otra manera, nunca permanecerían adentro.

(Namah Shiva'ya Sha'nta'ya, 225)

Pero el materialismo es de lo más peligroso cuando trata de suprimir la expansión mental, cuando crea obstáculos para la transformación de la mente de lo burdo a lo sutil, cuando bloquea la senda del desarrollo humano de la agraciada belleza de la mente a la dulzura espiritual del alma. El materialismo tiende a olvidar que el burdo cuerpo físico y su energía vital no son el todo de la existencia humana, que los valores más inapreciables de los seres humanos son su riqueza síquica, sus tesoros espirituales y su más amada entidad, Parama Purus'a, el Señor de su vida.

(Namah Shiva'ya Sha'nta'ya, 226)

ARRIBA                    ÍNDICE                               

 

UNA SOCIEDAD HUMANA ARMONIOSA


Sólo espiritualmente puede uno lograr la libertad, pues la libertad yace en la mente. No se puede alcanzar la libertad con la ayuda de la espada, la pluma o el músculo. Es por eso que he dicho previamente, y lo repito, que los seres humanos no tienen razón para preocuparse por las bombas de hidrógeno. Una bomba de hidrógeno es solo un artefacto mecánico hecho por humanos. Un día, con el transcurso del tiempo, también ella será destruida; su importancia actual, el horror que representa, se desvanecerán completamente en la nada. El mismo intelecto humano que inventó esa bomba inventará algún día, con el correr natural de los eventos, una fuerza de disuasión en contra de ella.

Sí, es cierto que toda arma puede destruir un cierto número de personas; algunas matarán cien, otras mil, otras cien mil. Así es como se determina la capacidad letal de una arma. Pero sin importar cuán terrible una arma pueda ser, todo su poder se desvanecerá un día en el vacío. Hubo una época en que los seres humanos temían a los arcos y las flechas. Los humanos de hoy en día, cuando escuchan de una batalla con arcos y flechas, simplemente se ríen. Esto muestra que, no importando cuán grande pueda ser la fuerza de las armas en una guerra de cualquier época, o cuán poderosos puedan ser quienes las posean, su control disminuirá y la estructura se convertirá en polvo, así como el yeso de la pared se desbarata gradualmente y cae por tierra.

En el pasado, cientos de filosofías surgieron sobre la tierra; estos tratados filosóficos desarrollaron las estructuras síquicas de los seres humanos y se convirtieron en la fuente del pensamiento humano. Aún esforzándose, la gente no podía evitar la influencia de esas ideas filosóficas. Sin importar lo que esta gente dijera o escribiera, sus pensamientos siempre revoloteaban sobre las ideas que tan profundamente habían sido implantadas en su mente. Así que aquellos que busquen aportar una filosofía nueva a la sociedad tendrán que cargar con una gran responsabilidad; para triunfar, deberán combinar un profundo conocimiento filosófico con un arraigado sentido de responsabilidad y un intachable amor por la humanidad.

(Namah Shiva'ya Sha'nta'ya, 160)

En la vida política, un grupo de gente explota a otro grupo de gente del mismo país o de algún otro país. Hay desigualdad política; y todavía existe polarización económica, explotación económica y también disparidades y explotación sociales y culturales. Estas disparidades no pueden se apoyadas por la gente de buen pensar, la gente de pensamiento correcto. En la esfera política, deberían regir los moralistas, pues la gente inmoral no puede dirigir la sociedad; no puede inspirar a los demás para que tomen el camino de la honradez. La vida política debería basarse en el universalismo, sin olvidar que cada área particular de la Tierra tiene sus propios problemas y condiciones.

("Renacimiento en Todos los Estratos de la Vida", Calcuta, 1986)

También en la vida económica existen desigualdad y explotación extremas. Aunque el colonialismo ya no se presenta abiertamente en las esferas política y económica, indirectamente aún persiste y esto no debería ser tolerado. Deberían ustedes recordar que en la vida económica tendremos que garantizar los mínimos requerimientos para todos y cada uno de nosotros. No puede haber indecisión ni ningún tipo de concesión en lo que a este punto se refiere. Los requerimientos esenciales mínimos deben garantizarse para todos.

Hoy en día, esta esencialidades fundamentales no están garantizadas. Más bien, la gente se guía por ideas económicas engañosas tales como el anticuado marxismo que ha probado no ser efectivo en la vida práctica y no ha sido puesto en práctica exitosamente en ningún rincón del mundo. ¿Porqué continúa la gente creyendo en dicha teoría que nunca ha probado ser exitosa? Ha llegado el momento de que la gente juzgue apropiadamente si ha sido o no guiada erróneamente.

("Renacimiento en Todos los Estratos de la Vida", Calcuta, 1986)

La gente de un determinado país muere de hambre, y la gente de otro país muere a causa de indigestión por comer en exceso. Esta disparidad es creación de hombres egoístas, no de la naturaleza, no de Parama Purus'a (Conciencia Suprema). Todos somos iguales, con igual encanto como seres humanos.

("Renacimiento en Todos los Estratos de la Vida", Calcuta,1986)

¿Qué es la cultura? Cultura es el conjunto de diferentes expresiones de la vida humana. La cultura de toda la raza humana es una, pero existen diferentes expresiones locales. La diferencia en las expresiones locales no significa que la gente de los diversos rincones de la tierra tenga culturas diferentes. La cultura es la misma pero las expresiones varían.

La educación es parte de la vida cultural. La educación debería ser gratuita y tendrá que estar basada en el universalismo. Al impartir la educación, ustedes tienen que recordar que existen ciertas condiciones locales, problemas locales y requerimientos locales. Así que al formular la estructura educacional, deberíamos hacer todo por recordar este hecho fundamental.

("Renacimiento en Todos los Estratos de la Vida", Calcuta, 1986)

La gente inteligente nunca tratará de suprimir ningún lenguaje. Cualquier cosa que separe un grupo de gente de otro deberá evitarse estrictamente. Cuando un lenguaje trate de dominar o suprimir otro, la gente inteligente no permitirá que, como resultado de ello , la sociedad se desintegre, sino que trabajará para su consolidación porque la desintegración de la sociedad no beneficiaría ni a los individuos, ni a los grupos, ni a la sociedad entera.

Mientras más avancen los seres humanos al unísono, mano a mano, hombro con hombro, más se beneficiará toda la raza humana. No hay que dejar que nadie suprima a nadie en ninguna esfera de la vida, ya sea en la raza, el lenguaje, la religión o lo que sea. Los senderos del desenvolvimiento completo del intelecto humano deben mantenerse siempre abiertos.

(Abhimata, 116)

La gente dice a menudo que este siglo XX es el siglo de la ciencia. No, esto no es verdad. La vida humana ha estado asociada siempre a la ciencia desde la prehistoria, desde el nacimiento de la humanidad sobre esta Tierra hace cerca de un millón de años, y no solamente en este siglo XX. Mientras exista un solo ser humano, habrá una edad de la ciencia.

Hoy en día, la ciencia significa crear nuevas armas, fortaleciendo las manos de los belicistas. Pero esto no debe ser el espíritu de la ciencia. Y al principio, en la fase primordial de la vida humana, no era así. Sí, hay necesidad de armas, armas no para fortalecer las manos de los belicistas sino para brindar seguridad para las buenas ideas, los buenos pensamientos y las buenas personas. La ciencia debería ser exactamente como el arte: ciencia para el servicio y la santificación. Yo he dicho, "El arte para el servicio y la santificación", y digo que la ciencia también es para el servicio y la santificación. La ciencia debería ser utilizada siempre para el progreso apropiado de la sociedad humana.

("Renacimiento en Todos los Estratos de la Vida", Calcuta, 1986)

En la esfera de la ciencia material, dado que los científicos han entendido hasta cierto punto las propiedades de las entidades animadas e inanimadas, móviles e inmóviles, dado que han descubierto la operación de la ley de causa y efecto sobre estas entidades, tienen la posibilidad de preparar sustancias, medicinas, etc. cada vez más nuevas en sus laboratorios. Sin embargo, ¿cuánto han aprendido hasta ahora? Muy poco. Y aún así, en sus laboratorios producen muchos inventos nuevos, tanto benéficos como perjudiciales. Sienten gran satisfacción al descubrir todos los aspectos benéficos de sus invenciones, y un gran temor al descubrir las potencialidades peligrosas y dañinas de otros. Sin embargo, cuán poco saben verdaderamente.

La gente no conoce plenamente la naturaleza de ningún elemento o compuesto, quizá no comprende ni siquiera una pequeña fracción de ello. Para que hablar de otros objetos. ¡Qué poco se conoce la gente a sí misma! Su entidad más cercana es su propio ser, pero se conoce tan poco a sí misma. Debido a este autoconocimiento limitado, la gente carece de confianza en sí misma. La Conciencia Suprema, en cuyo vasto seno se crean, mantienen y destruyen todas las entidades finitas, conoce la naturaleza de todas y cada una de las entidades al cien por ciento. Puede que aquella entidad no se conozca a sí misma para nada, o que se conozca solo un poco; pero la Conciencia Suprema la conoce plenamente.

La gente que está henchida de orgullo por su invento de una sola arma letal y sueña con estremecer la Tierra misma bajo su arrogante pisada, debería darse cuenta que su propia existencia es bastante insignificante y que sus armas letales son aún más insignificantes. Quienes tratan de atemorizar a otros con sus armas mortales no pueden resistir o suprimir la expansión espiritual de los seres humanos, que es su derecho mismo de nacimiento. Solamente la Entidad Suprema, en cuyo cuerpo infinito todas las existencias tienen, han tenido o tendrán su progresión y retrogresión rítmicas, conoce qué evento ha seguido y seguirá a otro en el flujo continuo de expresión de la ley de causa y efecto.

(Namah Shiva'ya Sha'nta'ya, 178)

Es un hecho que en casi todas las escrituras y sus anotaciones y comentarios, se dice en lenguaje directo que las mujeres no tienen derecho a obtener la salvación. Pero la opinión de Ananda Marga es bien diferente. A nuestro juicio, tanto los hombres como las mujeres tienen el mismo derecho a obtener la salvación o emancipación. Yo no apoyo el hacer ninguna distinción entre hombres y mujeres.
El sentido común nos dice que de entre todas las Kos'as (capas de la existencia humana), esto es, Annamaya Kos'a, Ka'mamaya Kos'a y todas las otras Kos'as, la diferencia entre hombre y mujer yace solamente en las dos más bajas: Annamaya y Ka'mamaya (el cuerpo físico y la mente consciente), las Kos'as que están íntimamente relacionadas con el cuerpo. En todas las demás Kos'as no se da la diferencia de sexos, y todas las experiencias sutiles de la existencia humana están en los Kos'as más elevadas y no en las Kos'as más bajas, que están íntimamente asociadas con el cuerpo físico.

Aquellos intereses mezquinos, en el campo de la religión, no de la espiritualidad, acostumbraban sostener esto de que las mujeres no tenían derecho a obtener la salvación, y la salvación era solo para los hombres.

La Conciencia Suprema se ha metamorfoseado en muchísimas formas, en innumerables formas, no solo en hombres sino también en mujeres. Todas y cada una de las entidades tienen derecho a gozar de esa posición suprema de salvación.

(A'nanda Vacana'mrtam III, 1)

Las mujeres son excluidas de muchos derechos sociopolíticos. Hace poco más de cien años no tenían derecho de voto en muchos países del mundo. ¿Porqué? También son seres humanos, tienen el mismo derecho que los hombres. La gente de Renacimiento tendrá que comenzar un movimiento hacia la igualdad social, y luchará contra toda desigualdad que se base en la diferencia sexual. ¿Acaso las mujeres son como ganado o costales de tela que la gente da como regalo al momento del matrimonio? ¿Son ellas esclavas que se pueden vender a otros? Mientras las mujeres carecían de valor o intelecto toleraban estas cosas, pero ¡qué gran humillación! Someterlas a tales indignidades es mucho peor que azotarlas públicamente en los caminos. ¿Son las mujeres simplemente como fardos de ropa que se mandan a la lavandería?

A las mujeres no se les debe reprimir, y en la sociedad, no debe existir dominio de los hombres. La sociedad deberá tener un liderazgo cooperativo, no un liderazgo subordinado; un liderazgo coordinado y cooperativo entre hombres y mujeres. Si el cincuenta por ciento de la población, las mujeres, permanece pisoteado, ¿cómo podrá haber progreso integral para la sociedad humana? Estas disparidades, estas desigualdades habrán de desarraigarse de la sociedad.

("Renacimiento en Todos los Estratos de la Vida", Calcuta, 1986)

Durante el último millón de años de la historia humana no se ha hecho justicia adecuada a la sociedad. Una clase determinada, un sector determinado ha tenido mayor importancia que otros, y en este proceso se han descuidado los demás sectores de la sociedad. Por ejemplo, cuando un soldado sacrifica su vida en el campo de batalla, su muerte se anuncia en el periódico con grandes caracteres; pero los mismos periódicos no mencionan nada acerca de las penurias que enfrenta su viuda para mantener a su pequeña familia después de la muerte de su esposo. Así se reparte unilateralmente la justicia. Aunque el asunto concierne a la gramática y no es fácil cambiarla de la noche a la mañana, la palabra "hombre" es genérica para incluir al hombre y la mujer. Entonces, ¿porqué la palabra "mujer" no significa también hombre y mujer? Esta es también justicia cargada hacia un lado. "Hombre" es género masculino, pero "hombre" es también género común.

Los seres humanos han caminado cojeando en su jornada a través de la historia por el último millón de años, cargando el peso de este sistema social defectuoso; no a todos se les ha dado igual justicia.

(La Liberación del Intelecto, Neohumanismo, 92)


En los anales de la historia humana se han registrado muchas verdades y falsedades. Se han hecho intentos para menospreciar la importancia de grandes personalidades, para borrarlas de las páginas de la historia. Y, a menudo, gente pequeña e insignificante ha sido magnificada y presentada como grandiosa. Pero ninguno de estos intentos ha tenido éxito. Todo está escrito en las páginas del tiempo eterno exactamente como aconteció. Los esfuerzos egoístas y vanos de la gente mezquina han dejado atrás sólo desdeñosa alegría y risa burlona en el vasto lienzo del tiempo eterno.

Este colorido espectáculo de la historia, estas desconocidas escenas del pasado, el esplendor abigarrado de esta gala teatral, están todos alzándose y cayendo en cada momento en el seno de la eternidad. La historia está dando solamente un delicado soplo, una vibración suave de existencia en la sólida roca del tiempo.

(Namah Shiva'ya Sha'nta'ya, 179)

No debería existir ninguna impureza, ninguna mancha negra en la mente. Una sensación de in egoísmo, una sensación de universalismo son el único remedio para limpiar la impureza mental. Aquellos que tienen fascinación o tentación por los objetos externos pueden librarse gradualmente de la contaminación mental que surge por motivos egoístas, adoptando justamente el camino contrario. Aquellos que codician mucho el dinero deberían formarse el hábito de la caridad, y con tal práctica podrían servir mejor a la humanidad. Aquellos que son muy irascibles o egoístas deberían inculcarse el hábito de ser corteses, y deberían servir mejor a la humanidad por medio de esa práctica. Por lo tanto, el servicio desinteresado a la humanidad y el esfuerzo para apreciar el mundo con una Visión Cósmica solamente puede conducir a una persona a establecerse en la pureza mental.

(Una Guía para la Conducta Humana, 30)

En la arena síquica, el progreso debería estar libre de trabas y desafectado. Hay tantas enfermedades en la esfera síquica. En la esfera psíquico física, mucha gente se guía o, más bien, es empujada por los dogmas. Los dogmas se han arraigado en la mente humana. La gente no puede librarse de estas falsas ideas porque le han sido inyectadas en la mente desde la niñez. Como resultado de ello, una única sociedad humana está dividida en diferentes naciones, y cada nación se divide en diferentes religiones; las religiones también tienen diferentes castas, y las castas también tienen diferentes subastas. ¡Qué clase de situación es ésta! Solamente hemos aprendido a dividir y subdividir la humanidad, y nunca hemos aprendido a unir a la gente. Todo esto se debe a la enseñanza defectuosa de los dogmas.

Algunas personas piensan que el grupo particular de gente al que pertenecen es el de los seres bendecidos por Parama Purus'a; y los demás son seres malditos. Este es un tipo de dogma muy malo. Todo esto ha sido introducido por los oportunistas. La gente de "Renacimiento" tendrá que luchar contra estos dogmas y continuar con esta lucha sin fin. Para esto, tendrá que enfrentar numerosos obstáculos, censura y humillaciones sin intimidarse ni verse afectada. Los dogmas son enfermedades síquico físicas.

("Renacimiento en Todos los Estratos de la Vida", Calcuta, 1986)

Ananda Marga se esfuerza en lograr el enriquecimiento y avance del culto del saber; alienta el desarrollo del intelecto y la sabiduría, y en consecuencia motiva a la gente a adquirir más y más conocimiento. Esto es una gran bendición para la humanidad dado que el mayor tesoro de los seres humanos , lo que los distingue de otras criaturas, es su superioridad intelectual. Si no hubiera intelecto en los seres humanos, apenas habría diferencia entre ellos y los demás animales. Por lo tanto, esta conciencia filosófica, que también puede ser llamada la conciencia de Ananda Marga, conducirá a la humanidad a una mayor intelectualidad.

Y la constante búsqueda de la intelectualidad conduce a uno al punto más lejano, el lugar donde comienza la intuición. Por lo tanto, es de una ayuda inmensa en el campo de la espiritualidad. El sendero de la sa´dhana´ no carece de intelecto o intuición; más bien, se basa en la intuición. No da lugar a la superstición o a la fe ciega. En lugar de ello, facilitará el máximo desarrollo integral de la humanidad y la manifestación de la más alta excelencia humana.

(La Facultad del Conocimiento, 5)

De todos los factores fundamentales de los que depende el socialismo, el sistema cooperativo es uno importante. A menos que las cooperativas estén bajo el manejo de ciudadanos honestos, no podrán sostenerse y el socialismo no triunfará. Así que, a menos que el estándar moral, religioso y educacional de una gran parte de la población sea muy alto, no podemos esperar tener hombres y mujeres verdaderamente capaces como representantes, ministros o directores de cooperativas. Los directores o administradores deshonestos de las instituciones cooperativas robarán dinero, y los ministros deshonestos apoyarán indirectamente el robo. Si tal conducta inmoral continúa, ninguna institución cooperativa podrá tomar forma, ni el verdadero socialismo verá alguna vez la luz del día.

(La Sociedad Humana II, l32)

No podemos descuidar el mundo espiritual. Esta ha sido nuestra falta, el haber descuidado las facultades espirituales de la vida humana, los puntos cardinales espirituales de la vida. Ahora que si deseamos el desarrollo de este bello universo, deberíamos de tratar de acelerar más y más la velocidad del progreso espiritual. Si este progreso, esta velocidad, esta aceleración se vuelven tremendos, habrá un desarrollo tremendo no solo en el mundo físico, el mental y el espiritual, sino en todo el mundo viviente. Y no solo en el mundo viviente entero, sino también en los mundos animado e inanimado por igual. Y esto es lo que nosotros queremos.

Ahora bien, la humanidad está ansiosa, esperando por la aurora carmesí en el horizonte oriental.
("Expresión Trifásica")

ARRIBA                     ÍNDICE                                  

TU GLORIOSO FUTURO


   En el mundo moderno, los humanos son seguramente las criaturas más evolucionadas; es decir, las criaturas con el más alto nivel de conciencia. También en otros planetas existen varios tipos de seres que están más o menos desarrollados. Todo lo que llega en el proceso de evolución también se va.

Los seres humanos surgieron en esta Tierra hace aproximadamente un millón de años. Posiblemente algunos de ustedes han visto los fósiles de seres humanos que tienen cerca de medio millón de años de antigüedad. Esos humanos primitivos no tenían la misma fisiología de la gente moderna; había alguna diferencia. Su apariencia externa ha sufrido algunos cambios. La gente continuará viviendo por más tiempo y sufrirá algunos otros cambios.

Similarmente, también en otros planetas, los cuerpos de los seres parecidos a los humanos, que han sido construidos de acuerdo a ciertas condiciones ambientales, sufrirán cambios en el futuro. El curso que tomarán los cambios depende de la composición física y la evolución síquica. Si el cerebro humano o su cráneo son de tamaño pequeño, no podrán dar cabida a mucho intelecto. Así que para la expresión de un intelecto mayor, el cráneo humano deberá ser de tamaño grande. En tiempos primitivos, los grandes dinosaurios tenían enormes cuerpos pero cerebros muy pequeños. Algunos de ustedes habrán visto en los museos los fósiles de estos animales.

Mientras más avanza la gente, el cuerpo experimenta más cambios. Mientras mayor sea la evolución física, la estructura física se vuelve más compleja. También es necesario porque los pensamientos sutiles y su expresión dependen de estructuras físicas y síquicas más complejas. La mente, que quiere pensar en tantas cosas, deberá poseer necesariamente un cerebro desarrollado, y para proteger el cerebro, se necesita un cráneo desarrollado. Un cráneo adecuado no es suficiente; también se requiere un sistema nervioso igualmente desarrollado para transmitir los impulsos del cerebro a las diferentes partes del cuerpo humano. Aún más, las células nerviosas y las fibras nerviosas tampoco son suficientes. Se requieren glándulas desarrolladas para concebir nuevas ideas. Esto significa que la estructura humana ha de volverse progresivamente más complicada. De todos los cuerpos microcósmicos en este planeta, el cuerpo humanos es el más complejo porque tiene que actuar como vehículo para la mente humana.

Nada en este mundo es estacionario, ni nada permanecerá estacionario. Esto es cierto no solo para nuestro propio planeta sino también para otros cuerpos celestiales. Todo se mueve en su propia órbita particular. "Caraeveti, caraeveti" o "Marchen adelante, marchen adelante" es el único mantra en el sendero del movimiento. Nadie ha venido para permanecer en el mundo.

Existen personas que predican ciertos dogmas. Arguyen que las palabras de sus profetas sagrados son infalibles; que lo que ellos predicaron hace tres, cuatro o cinco mil años es la palabra directa de Dios. Nadie puede contradecirlos. Estos predicadores del dogma tratan de imponer sus doctrinas irracionales y anticuadas sobre la gente ilustrada. Están tratando de oponerse al progreso intelectual de la humanidad.

Sin embargo, sus intentos siniestros están destinados a frustrarse. Quizás el dogma tenga éxito asestando algunos reveses en la mente humana, pero al final de cuentas, estos intentos se volverán sobre los mismos predicadores. Cuando regresen sobre ellos con redoblado vigor, estos dogmas no solo se doblegarán sino se derrumbarán. La humanidad ha estado avanzando y seguirá avanzando en el futuro. Gradualmente, la estructura glandular tendrá un mayor desarrollo. El cráneo también sufrirá cambios, y así, a través de un proceso natural, la especie humana se extinguirá en este planeta lo mismo que en otros. Todo lo que viene tiene que irse. Esta es la ley inexorable. Su partida no debe dejar frustrado a nadie. Los victoriosos humanos que llegaron a este planeta hace mucho tiempo se mudaron a otros planetas para una mayor gloria, una mayor victoria, una ilustración mayor.

(Nama'mi Kr's'nasundaram, 124)

El poder de los seres humanos es mucho mayor que el de una bomba atómica. Así que imaginar que una bomba atómica destruirá la raza humana es insultar el intelecto humano, menospreciar el poder psíquico humano. Los seres humanos han hecho la bomba atómica, son sus creadores; entonces, ¿cómo puede una bomba atómica destruir la humanidad?

Los seres humanos han inventado ya incontables armas destructivas que pueden acabar con miles de personas a la vez. Es un hecho que los seres humanos tienen menor poder físico que las bombas atómicas, así como los humanos tienen menos fuerza física que un elefante. Pero así como el poder de un elefante es cincuenta veces mayor que el de su conductor que está sentado sobre él, así también aquel pequeño conductor guía el elefante. Porque no importa cuán grande sea el poder de un elefante, o cuán poco poder físico puedan tener los seres humanos, éstos serán siempre más fuertes en poder psíquico que los elefantes.

Similarmente, los seres humanos pueden controlar una bomba atómica o de hidrógeno aunque éstas sean terribles demonios necrófagos, pues aún teniendo una fuerza física enorme, no tienen poder psíquico. No solo eso; los seres humanos inventarán otras armas que contrarresten el poder destructivo de las bombas atómicas y de hidrógeno.

Cuando la mente humana es quien crea, no importa cuán poderosa pueda ser la fuerza física del objeto creado; su fuerza mental siempre será menor que la unidad mental que lo creó. Así que cualquier cosa que los seres humanos creen poseerá solo fuerza material, no fuerza síquica. Una bomba atómica no tiene mente. Quizás en el futuro los seres humanos producirán máquinas (acerca de las cuales ya he insinuado) que también tendrán mente. Pero aún en ese caso, esa mente será más débil que la mente de su creador. Así que no hay justificación para que los seres humanos se lamenten: "¡OH! ¿Qué sucederá en el caso de una guerra atómica?"

(Abhimat III, 3)

Los seres humanos no deben ser pesimistas bajo ninguna circunstancia. Yo soy un optimista incorregible porque se que el optimismo es la esencia misma de la vida.

(Abhimat III, 34)

El futuro de la humanidad no es oscuro. Tengo fe en ello. Los seres humanos buscarán y algún día encontrarán la flama inextinguible que permanece siempre ardiendo tras el velo de la oscuridad.

(Abhimat I, 21)

Así que la edad del Neohumanismo es nuestra; la humanidad aportando el elíxir de la vida a todo, a cada uno y a todos. Somos para todos. Y, con todo en existencia, tenemos que construir una nueva sociedad, una sociedad Neohumanista. Entonces, no desperdiciemos nuestro tiempo; si demoramos mucho en hacer nuestra labor, las nubes oscuras de la destrucción total abrumarán nuestra existencia. Deberíamos ser conscientes de esto; no debemos malgastar un solo momento de nuestra valiosa existencia.

La humanidad está ahora en el umbral de una nueva era. Y hay tantos eventos de los que hacen época, y tantos anales de la historia para ser creados por ustedes, muchachos y ustedes, muchachas. Estén prestos para cargar con esa responsabilidad en las edades venideras. Esta es la edad del Neohumanismo.

("La Humanidad en el Umbral de una Nueva Era")

La conciencia individual asentada en la glándula pineal del microcosmos es, sin duda alguna, la creación del Macrocosmos. Pero, dado que gira alrededor del Núcleo Macrocósmico, debe sentir cierta atracción hacia El. Sin atracción, hace tiempo se hubiera desasociado del Núcleo y se habría desintegrado.

Todos los microcosmos o los puntos controladores de los cuerpos humanos se mueven alrededor de la Entidad Suprema. Pero, ¿porqué? Porque todos son atraídos hacia Parama Purus'a, consciente o inconscientemente. Algunas personas dicen que les gusta adular a otros. Esto significa que su mente está conectada con la adulación. Otras dicen que la adulación no les gusta. La mente de éstas también está conectada con la adulación. Verbalmente, uno puede decir que no le gusta la adulación, pero de hecho sí le gusta a uno. De cualquier manera, la mente está asociada con la adulación. Exactamente de la misma manera, todas las entidades orgánicas o inorgánicas giran alrededor de Parama Purus'a.

Consciente o inconscientemente, todo mundo da vueltas alrededor de El. Todos están destinados a dar vueltas; de otra manera, perderían su refugio permanente, se desasociarían de su núcleo permanente. Este movimiento es una inclinación natural nacida del amor por Parama Purus'a. La gente inteligente desarrolla sus inclinaciones naturales a fuerza de hacer sa'dhana', por su esfuerzo constante. Aquellos que tienen interés en desarrollarse a sí mismos se alejan del núcleo y van hacia la oscuridad, o Prati-saincara negativo. Su futuro es siniestro.

Este movimiento es el factor más importante de este mundo. Quiéraslo o no, tendrás que moverte. Si no quieres ir hacia Parama Purus'a, tendrás que ir hacia la aniquilación. Si no tomas el camino negativo, tendrás que ir hacia Parama Purus'a. Mientras más te acerques por medio del amor al Núcleo Cósmico, más grande te volverás. Todo tu ser se iluminará con excelencia, dulzura e intelecto refinado. Moviéndote así, algún día te fusionarás con Parama Purus'a.

(Nama'mi Krs'n'a Sundaram, 130)

Los humanos de hoy en día están poseídos por un intelecto enérgico y una energía consumada. Les gusta avanzar con paso rápido haciendo añicos las cadenas de los dogmas. Ya no caerán en la trampa de la ilusión o el oportunismo. Los rayos de la aurora carmesí de la nueva humanidad en el horizonte oriental han empezado a tejer texturas de colores sobre los párpados, y en los recovecos más sutiles de la mente. Y para aquellos que hasta ahora habían estado soñando en mantener la humanidad prisionera de los dogmas, sus días están contados; sus sueños felices se harán añicos. Hago un llamado a toda las personas ilustradas para decirles: "Continúen con valor. La humanidad las ha estado aguardando. Establézcanse en la excelencia y grandeza de la gloria".

(A'nanda Vanii, 1o de enero, 1980)

Existen muchos seres creados. Estos cinco factores elementales del mundo-- aire, agua, tierra-- también son creación cósmica, pero su mente se encuentra en condición inerte; no puede funcionar. En el caso de los protozoarios, hay mente pero se guía solo por los instintos, los instintos innatos. En ellos no existe pensamiento independiente. En el caso de los animales, el caso de los seres metazoitos, existe un instinto innato, pero no hay pensamiento individual.

Pero en el caso de los seres humanos, la mente se encuentra altamente desarrollada, y con esta mente se puede sentir que cualquier cosa que uno haga, cualquier cosa que uno piense siempre está siendo atestiguada por el Parama Purus'a. Nadie puede hacer nada secretamente. Ahora bien, todo es creación del Padre Supremo pero en el curso de la introversión, como resultado de choques y cohesiones, la mente se desarrolla y la etapa de los seres humanos es la más desarrollada en ese proceso de introversión. Entonces pues, los seres humanos están benditos porque pueden sentir el encanto y el amor de la todo penetrante existencia del Señor Supremo.

Todos ustedes son seres humanos. Todos ustedes son seres humanos dignos. Olviden todas las tendencias divisivas que funcionan a veces dentro de la mente humana. Recuerden que ustedes son los amantes hijos de Parama Purus'a y su meta es Parama Purus'a, su meta es la Entidad Suprema. El de ustedes es un acercamiento subjetivo a través de un ajuste objetivo. Su movimiento es hacia la Entidad Suprema. Pero al acercarse a la Entidad Suprema, tienen ustedes que llevar a cabo sus tareas mundanas en las esferas social, económica, y en otras esferas. Esto es, que sus manos deben estar ocupadas en los deberes mundanos y su mente debería moverse hacia la Entidad Suprema.

(A'nanda Vacana'mrtam XIV, 100)

La existencia humana es un flujo psíquico, y lograr la proximidad con Parama Purus'a, convertirse en uno con el Principio Cognoscitivo es la meta de la vida humana, el desiderátum (deseo supremo) de todo el flujo existencial humano. Deberán ustedes recordarlo y su movimiento habrá de tener una aceleración sin fin. "Caraeveti, caraeveti" ("Marchen adelante, marchen adelante"). Tenemos que avanzar, y nuestra única meta, nuestro único desiderátum será aquel Principio Cognoscitivo Supremo. No puede haber más de un desiderátum para la existencia humana

("El Flujo Existencial y su Punto Culminante", Calcuta, 1986)

Esa misma aspiración irresistible que conduce con tremenda velocidad a los seres humanos hacia su meta también construye todo tipo de estructuras sociales y genera conciencia social más nueva. Con toda sinceridad en pensamiento, palabra y acción, ustedes han de construir esa aspiración; tienen ustedes que despertar la facultad cognoscitiva latente en la más profunda cavidad dorada de toda mente microcósmica. Para ello, deberán trabajar para conseguir el bien de toda entidad.... ningún individuo benevolente puede desentenderse de nadie.

(A'nanda Va'nii, 1o de enero, 1985)


BABA NAM KEVALAM

Monterrey, N.L. 9 de enero, 1997.
Revisado y corregido en 30 de agosto, 1999

ARRIBA                      ÍNDICE